BATERIAS DE GEL

Las baterías de gel están más presentes cada día en diversos sectores. La principal ventaja de este tipo de baterías frente a las tradicionales es su mayor duración y seguridad. Su sistema de funcionamiento es sencillo: los gases que se producen durante la carga vuelven a convertirse en agua dentro de la propia batería. Por esto las baterías de gel son extremadamente limpias y seguras de manejar.

Las baterías de gel reciben su nombre por las celdas de gel que dan energía a la batería. Estas celdas están llenas con una mezcla de azufre y sílice que inmoviliza los electrolitos, creando la energía. Se encuentran normalmente en los vehículos.

Funcionamiento

El gel en el interior de las baterías de gel es un agente espesante que inmoviliza los electrolitos con el fin de proporcionar energía. Estas baterías están selladas con plástico o metal y cualquier grieta en la batería impide que funcione. Las baterías de gel no pueden ser rellenadas. En comparación con las baterías inundadas y húmedas, otras baterías comunes tipo ácido-plomo, las baterías de gel requieren menos tensión para cargarse y proporcionan una mayor tasa de tensión que otras baterías.


Uso

Generalmente son utilizadas en vehículos, como los automóviles. Sin embargo, también se encuentran en sillas de ruedas y aviones. Al ser tan profundas en su ciclo, son perfectas para la electrónica que requiere el uso de una batería de larga duración. Las baterías de gel resisten altas temperaturas, vibraciones y choques y son menos propensas a derrames que las baterías convencionales, haciéndolas excelentes opciones para los elementos que se utilizan en altas temperaturas.

Ventajas de las baterías de gel

  • Uso combinado: arranque y ciclo profundo.
  • Dura hasta 2 veces más que una batería convencional.
  • Tensión constante y estable que mantiene la batería funcionando al mismo nivel durante todo el proceso de descarga.
  • Más potencia en los segundos 1, 3,5 y 10 del proceso de arranque que otras baterías de plomo-ácido. Son capaces de mejorar su arranque en frio, en sus primeros usos, manteniendo ese nivel constante en el resto de su vida útil. Su rendimiento no decae como ocurre con las baterías tradicionales.
  • Ideal para uso por temporadas. Si la guarda completamente cargada puede permanecer sin utilizarse hasta 12 meses a temperatura ambiente (o por debajo) y arrancar un coche.
  • 15 veces más resistente a las vibraciones que las baterías convencionales.
  • Son anti derrame y se pueden colocare casi en cualquier posición.
  • Están totalmente libres de mantenimiento.
  • Son menos contaminantes, ya que no tienen escapes de ácido. No desprende ningún tipo de líquido ni ácido.

En tiendaplumed.es puede encontrar una amplia variedad de baterías de gel. Consulte la sección de "Baterías y cargadores” para encontrar la batería que necesita.